COLO*COLO somos chile y eres el amor de mi vida

El Club Social y Deportivo Colo-Colo es una institución dedicada al fútbol profesional con base en la ciudad de Santiago, Chile. Fue fundado el 19 de abril de 1925 por un grupo de ex futbolistas del Club Social y Deportivo Magallanes, liderados por David Arellano.

Comenzó su actividad futbolística en el año de su constitución como parte de la Liga Metropolitana, entidad paralela a la Asociación de Santiago, en la que permaneció por dos temporadas. Tras la reunificación de las federaciones rectoras del fútbol chileno en 1926, se integró a la Liga Central de Football, renombrada como Asociación de Football de Santiago en 1930, de la que formó parte hasta 1933.

El 27 de mayo de ese mismo año, junto a otros ocho clubes, fundó la Liga Profesional de Fútbol, antecedente de la Primera División de Chile.Desde entonces, Colo-Colo ha disputado cada uno de los campeonatos oficiales de la máxima categoría del fútbol chileno, siendo el único equipo en conseguir tal distinción.

Asimismo, con 29 títulos de Primera División y 10 de Copa Chile, es el club que ha ganado más torneos a nivel nacional. A nivel internacional, fue el primer conjunto chileno en obtener un certamen oficial y el único que ha conseguido la Copa Libertadores de América, en el año 1991

Desde comienzos de 1925 el Club Social y Deportivo Magallanes se encontraba inmerso en una grave crisis institucional, debido a problemas existentes entre los dirigentes y algunos de sus futbolistas. Los jugadores más jóvenes del equipo, liderados por David Arellano, exigían una serie de reformas en el manejo dirigencial y económico del club. Entre ellas, que los miembros del primer equipo quedasen excluidos del pago de las cuotas que la institución exigía a sus futbolistas mensualmente, el establecimiento de regímenes de entrenamiento semanal, la distribución de una equipación deportiva completa, así como mejorar la infraestructura y los servicios de salud La oposición a estas ideas por parte de la directiva del club, antiguos futbolistas y socios provocó que los futbolistas «rebeldes», así llamados por la prensa de la época, renunciaran a la institución. Estos jugadores decidieron reunirse en el bar «Quita Penas», en donde se acordó que formarían un nuevo equipo.Tras una serie de reuniones, la fundación quedó sellada el 19 de abril de 1925 en el Estadio El Llano, ocasión en la que Luis Contreras escogió el nombre del cacique mapuche «Colo-Colo» para el nuevo equipo.

En su primera temporada logró coronarse campeón de la División de Honor de la Liga Metropolitana de manera invicta, ganándose el apodo del equipo «invencible». En el año 1927 Colo-Colo fue el primer equipo chileno que llegó de gira al Viejo Continente. El 2 de mayo de ese año, en un encuentro amistoso contra la Real Unión Deportiva de Valladolid en España, fue fuertemente lesionado el capitán y fundador de Colo-Colo, David Arellano, producto de un golpe que le causó una peritonitis, que al día siguiente lo llevó a la muerte. A pesar del gran impacto que significó el deceso de Arellano, el equipo ganó los campeonatos de Primera División de la Liga Central de Football —luego renombrada Asociación de Football de Santiago— en los años 1928, 1929 y 1930.

Los años 1930 continuaron con la formación de la primera Liga Profesional del país, idea desarrollada en conjunto con otros equipos de la capital. El Campeonato de Apertura de 1933 lo ganó Colo-Colo al derrotar en la final a Unión Española. Sin embargo, en el primer Campeonato oficial, el equipo terminó con el mismo puntaje que Magallanes, obligando a disputar un encuentro de definición que ganaron los magallánicos por 2:1. En el año 1937 Colo-Colo obtuvo, de forma invicta,el primer título nacional de su historia y en el año 1939 alcanzó su segundo campeonato bajo la conducción técnica del húngaro Francisco Platko, y gracias al aporte del goleador Alfonso Domínguez, quien consiguió 32 goles en 24 partidos.

En los años 1940, aún bajo la conducción técnica de Francisco Platko, el club conquistó un nuevo título en 1941. Más adelante se alcanzaron los títulos de 1944 y de 1947.Este último título sirvió como base para que el club organizara el Campeonato Sudamericano de Campeones de 1948 en Santiago, campeonato precursor de la futura Copa Libertadores de América. Cabe destacar que en esta década Colo-Colo realizó una de las peores campañas de su historia, al terminar el campeonato de 1945 en penúltima posición, solo superando al débil Badminton.

En los años 1950, bajo la presidencia de Antonio Labán, se fichó al delantero Jorge Robledo, proveniente del Newcastle United inglés, quien guio al equipo a conquistar los campeonatos de 1953[42] y 1956, año en el que además se adquirió un terreno de 28 ha, ubicado en la comuna de Macul, iniciándose la construcción del futuro Estadio Monumental. Aparte de esta adquisición, el club compró una sede social en calle Cienfuegos 41 en el año 1953.

La década siguiente comenzó con la obtención de los campeonatos de 1960 y 1963, título que pasó a la historia, ya que en ese año se marcaron dos récords: el primero, la máxima cantidad de goles anotados por un club en una temporada (103 goles) y el segundo, la máxima cantidad de goles anotados por un futbolista de Colo-Colo en una temporada (Luis Hernán Álvarez, con 37 goles). También ese año significó romper con la tradición de jugar solo con chilenos, que venía desde 1944, por medio del fichaje del argentino Walter Jiménez Hasta el final de la década, Colo-Colo solo realizó campañas irregulares en los torneos nacionales, que fueron dominados por la Universidad de Chile y la Universidad Católica, sequía que solo terminó con la obtención del título de 1970, el décimo del club.

En 1972, bajo la dirección técnica de Luis Álamos, y con figuras como Francisco Valdés y Carlos Caszely, alcanzó nuevamente el campeonato nacional y además, marcó el récord de promedio de asistencia de público en Chile: 45.929 personas por partido. Este equipo fue la base del llamado «Colo-Colo '73», el primer club chileno en llegar a la final de la Copa Libertadores de América, la cual perdió con Independiente de Argentina. Luego de este subcampeonato el equipo entró en una crisis deportiva e institucional que se solucionó, al menos en el plano deportivo, con la obtención del título nacional de 1979, en donde destacaron futbolistas como Carlos Caszely y Severino Vasconcelos.

En los años 1980 Colo-Colo obtuvo los títulos nacionales de 1981 y 1983,bajo la dirección técnica de Pedro García y los títulos de 1986 y 1989, de la mano del entrenador Arturo Salah. En esta década el club ganó también la Copa Chile en cuatro oportunidades. Por el contrario, la gran deuda de Colo-Colo estuvo en la Copa Libertadores de América, donde solo consiguió superar la primera fase en 1988. A fines de la década, el 30 de septiembre de 1989, se inauguró de forma definitiva el Estadio Monumental, con un encuentro entre Colo-Colo y Peñarol, que terminó con triunfo de Colo-Colo por 2:1

 

 

 

La década de los años 1990 pasó a la historia del club por ser la década con más títulos conseguidos y por la obtención de los primeros torneos a nivel internacional. A mediados del año 1990 se contrató al técnico croata Mirko Jozić, con quien el equipo ganó su primer bicampeonato, al consagrarse campeón de ese año. El 5 de junio de 1991 el club conquistó su primer título internacional: la Copa Libertadores de 1991, tras derrotar a Olimpia de Paraguay por 3:0 en el Monumental, con dos goles de Luis Pérez y uno de Leonel Herrera, transformándose así en el único equipo chileno hasta el momento en ganar dicho torneo. Ese mismo año, perdió la final de la Copa Intercontinental en Tokio por 0:3 ante el Estrella Roja de Belgrado. En el ámbito local consiguió por primera vez un tricampeonato, al ganar el campeonato de 1991. Al año siguiente Colo-Colo se tituló campeón de la Recopa Sudamericana al derrotar por penales a Cruzeiro de Brasil y de la Copa Interamericana al vencer al Puebla de México. En 1993 Jozić consiguió su último título en Colo-Colo al quedarse con el campeonato nacional.

Después de la salida de Jozić del club, Colo-Colo sufrió algunos años de inestabilidad, provocados por la disputa de la presidencia entre las facciones encabezadas por Peter Dragicevic y Eduardo Menichetti y que acabó con la elección del primero de estos, además una deuda en lento crecimiento. En el plano futbolístico estos problemas fueron paleados con la llegada del entrenador paraguayo Gustavo Benítez en 1995, que ganó con el club los torneos de 1996,[ Clausura 1997 y 1998, además de llegar dos veces a la semifinal de la Supercopa Sudamericana y una vez a la semifinal de la Copa Libertadores. No obstante, pese al éxito a nivel deportivo, en el plano institucional las malas gestiones económicas, así como el enorme gasto en refuerzos conllevaron que el club entrara en una severa crisis financiara..

Tras el alejamiento de Benítez en 1999, la década del 2000 comenzó con la etapa más negra del club en lo financiero, que tuvo su punto más álgido el 23 de enero de 2002, cuando la justicia decretó la quiebra del club dejándolo a cargo del síndico Juan Carlos Saffie, cuya gestión permitió la continuidad de giro del club, necesaria para que Colo-Colo no perdiera su personalidad jurídica y sus bienes no fueran a remate. A pesar de estar en quiebra, el club se consagró campeón del torneo de Clausura 2002, de la mano del entrenador Jaime Pizarro y de un equipo casi completamente juvenil. En el año 2005 tomó la administración del club la sociedad anónima Blanco y Negro S.A., la cual concesionó todos los activos del club por 30 años, a cambio de pagar todas las deudas a través de un proceso de apertura en la Bolsa de Comercio de Santiago, a principios del año siguiente la justicia levantó definitivamente la quiebra

Con Claudio Borghi como entrenador desde el año 2006 y con las buenas actuaciones de futbolistas como Matías Fernández, Jorge Valdivia y Humberto Suazo, Colo-Colo logró coronarse campeón del Apertura, al ganarle en la final a la Universidad de Chile en definición a penales y del Clausura 2006, al derrotar a Audax Italiano, además de llegar nuevamente a una final de un torneo internacional, la final de la Copa Sudamericana 2006, que perdió con el Pachuca de México tras perder por 1:2 en el Estadio Nacional. Además, en octubre de ese año los albos fueron reconocidos por la IFFHS como el Mejor equipo del mundo del mes. Al año siguiente el equipo se coronó tricampeón por segunda vez en su historia tras ganar el Apertura 2007, y en la segunda parte del año logró ser el primer equipo chileno en alcanzar un tetracampeonato, tras adjudicarse el campeonato de Clausura 2007 al derrotar en la final del torneo a la Universidad de Concepción.

Tras el alejamiento de Borghi, Colo-Colo consiguió su campeonato número 28, tras derrotar en la final del campeonato a Palestino, gracias al aporte goleador de Lucas Barrios, quien igualó la marca de Luis Hernán Álvarez en 1963 con la mayor cantidad de goles anotados en una temporada por un jugador de Colo-Colo (37 goles). Al año siguiente el equipo se convirtió en el primer equipo profesional en disputar un encuentro en la Isla de Pascua, al enfrentar al seleccionado local por la Copa Chile,mientras que en el Apertura 2009 se cumplió una mala campaña que significó quedar fuera de los playoffs por primera vez. El Clausura también empezó mal para el club al ubicarse cerca de los puestos de Promoción por varias fechas, pero el equipo logró llegar a la final de los playoffs en donde derrotó a Universidad Católica, celebrando así la obtención de un nuevo campeonato.

Escudo

El primer escudo del club fue uno tricolor, buscando representar los colores de la bandera de Chile, el rojo, blanco y azul. Este escudo tenía el nombre Colo-Colo escrito en diagonal. Durante los años 1930, esta insignia se hizo más ancha en la parte superior para facilitar el bordado en la camiseta.

En sus primeros años, el escudo se utilizaba en actos oficiales como banderín, sin aparecer en la camiseta o ser usado en el uniforme, pero en encuentros internacionales o amistosos, era diferente. Este escudo mantenía los mismos colores, pero la parte superior tenía tres puntas, característica que aún se puede ver en la insignia oficial actual. Entre otras singularidades, tenía el nombre Colo-Colo escrito en forma diagonal y con la sigla «FC» dentro de la parte central del escudo. Este mismo diseño fue adoptado oficialmente en la camiseta durante la temporada 1947, para enfatizar el nombre oficial del club de esos años: Colo-Colo Football Club.

A principio de los años 1950, el escudo del club cambió de nuevo, gracias a la aparición del himno del club en los años 1940. Al mismo escudo anterior se le agrega como motivo central la imagen de un mapuche de perfil. Durante la década de 1970, gracias al protagonismo internacional del club tras llegar a la final de la Copa Libertadores 1973, se decidió mejorar la imagen del indígena, apareciendo con rasgos más toscos, marcando las mejillas y acortándole la nariz.

En el año 1988 se oficializó el actual diseño, estilizando los rasgos mapuches y buscando un balance entre estos rasgos y la estética. El club hizo de este escudo el oficial, ya que lo registró como marca comercial. Desde entonces, se ha utilizado dicho diseño, excepto en la temporada 1992, cuando se cambió el fondo azul por uno blanco.

Himno

 lo largo de su historia Colo-Colo ha tenido varios himnos. El primero de ellos, «Fuerte, Colo-Colo», fue creado por el propio David Arellano el 26 de marzo de 1927 y fue una adaptación del corrido mexicano «La muerte de Pancho Villa». El primer himno oficial con coros y para banda militar fue compuesto de forma conjunta entre Carlos Casassus y Javier Renjifo y ejecutado por primera vez el 6 de noviembre de 1941 con motivo del encuentro entre Colo-Colo y River Plate, campeones de Chile y Argentina ese año respectivamente. Este himno tuvo un breve lapso de vida hasta ser reemplazado por el actual. «Como el Colo-Colo no hay» fue compuesto por Carlos Ulloa Díaz e interpretado por primera vez en 1943.

En lo que respecta a la letra, y al igual que en los himnos previos, es posible hallar referencias a la identidad e integración nacional, algo muy común en Chile en los años 1930 y 1940, período marcado por un fuerte nacionalismo.

Adicionalmente, existe un gran número de composiciones dedicadas al club. Entre las que se pueden citar, varias cuecas, entre ellas «Colo-Colo» de los Huasos de Pichidegua y «Cueca pa’l Colo-Colo» del cantautor Tito Fernández, quien también creó otras canciones en honor al club; tonadas, como la compuesta en los años 1920 por Críspulo Gándara y que llevó como nombre «A David Arellano»; un tango, en honor a la obtención del campeonato nacional de 1960; además de numerosas canciones en homenaje a la obtención de la Copa Libertadores de América en 1991.

FUNDADOR DE LA COPA LIBERTADORES Y INSPIRACION PARA LA CHAMPION LEAGUE

 

 

el club organizara el primer Campeonato Sudamericano de Campeones en 1948, torneo que se transformó en el primer antecedente de lo que hoy es la Copa Libertadores de América. Además, narra la leyenda, un periodista francés se habría llevado la idea a Europa, encontrándose allí la génesis de la actual Liga de Campeones de la UEFA...

 

EL CLASICO RIVAL

COLO-COLO VS u de chile

COLO-COLO 73 triunfos,49 empates y 45 victorias de Universidad de Chile OSEA ESO ES PATERNIDAD

COLO-COLO SOMSO CHILE GRACIAS POR EXISTIR  ERES EL AMOR DE MI VIDA

 

 

 

 

Compartir Compartir Compartir

Post destacados de hoy