Empezó el juicio a Karim Benzema

Empezó el juicio a Karim Benzema

El delantero del Real Madrid vive un presente excelente a nivel deportivo pero deberá atravesar un nuevo proceso judicial por el caso conocido como el “Sextape”.

Son días de molestos, complejos, incómodos para Karim Benzema en lo que respecta a su situación fuera de los terrenos de juego, ya que a partir de este miércoles afrontará el juicio por la presunta complicidad en el chantaje a su ex compañero en la selección Mathieu Valbuena en 2015, en el que puede ser condenado a cinco años de cárcel y 75.000 euros de multa.

El caso, que golpeó muy fuerte para su imagen y que le costó cinco años de ausencias en la selección, se producirá en el mejor momento deportivo del atacante, citado como candidato a ganar el Balón de Oro a finales de noviembre.

Los abogados del jugador no confirmaron su presencia en el Tribunal de Versalles, en medio de una cargada agenda deportiva, entre un duelo vital por Champions League contra el Shakhtar Donetsk y un importante clásico contra el FC Barcelona.

En 2015 comenzó todo, los diversos intentos de sus abogados por sacarlo del caso fueron prácticamente nulos después de que el propio jugador declaró que quiso obrar de buena voluntad para ayudar a su compañero, quien le había comentado que estaba siendo víctima de un chantaje.

Se trataba de Karim Zenati, amigo de infancia de Benzema, que previamente había advertido al delantero del Madrid de la existencia de un vídeo de carácter sexual en el que aparecían Valbuena y su esposa.

Ese archivo se obtuvo en julio de 2014 por Axel Angot, conocido de varios jugadores por sus habilidades en el uso de la informática, a quien Valbuena, entonces futbolista del Marsella, le había pedido que rescatara los datos de un teléfono móvil dañado.

Con el celular en su poder, las imágenes terminaron en manos de Angot, que lo guardó hasta que finalmente lo utilizó con el objetivo de pagar una deuda. Junto a Mustapha Zouaoui, varias veces condenado por chantaje, habría ideado un plan para extorsionar a Valbuena.

El extorcionado entendió que al establecer contacto con los chantajistas, el hombre del Real Madrid también formaba parte del operativo. Las conversaciones telefónicas posteriores de Benzema y Zenati, intervenidas por la policía, dejaron al madridista en mal lugar, ya que en las mismas trataba a Valbuena de “maricón” y aseguraba que se “había tragado” la presión a la que había sido sometido.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias