Con doblete de Suárez: Barcelona humilla al Real Madrid y clasifica para la final de la Copa del Rey

El uruguayo rompió su mala racha y marcó un doblete que supuso la victoria de los culés en el Bernabéu. 

Por: Mónica Mojón Lugo

Real Madrid terminó eliminado de la Copa del Rey por un 0-3 ante Barcelona en el Santiago Bernabeú. Con un doblete de Suárez y un gol en contra de Varane, los culés humillaron a su rival en casa y ponen la mira en el Clásico de La Liga de este sábado.

Los merengues resaltaron más durante el primer tiempo del Clásico presionando la salida de un Barcelona desordenado en el centro del campo. Vinicius se llevó a Semedo sin esfuerzos y Sergi Roberto debía cubrirlo gran parte del tiempo, dejando los espacios necesarios para que el Real Madrid atacara por la banda derecha.

A pesar de que el Barcelona hizo esfuerzos para mejorar su ataque, no vio ninguna llegada de peligro clara. Dembélé perdía balones antes de generar una jugada mientras que Luis Suárez y Messi se veían perdidos en el campo y sin buena puntería en las pocas veces que se acercaron a puerta. 

Barcelona salió mejorado al segundo tiempo mucho mejor que los merengues que seguían perdonando ante la puerta de Stegen. El arquero alemán se llevó los reflectores del equipo culé con sus atajadas que impidieron que el Real Madrid alargara el encuentro y poco después despertó el ataque de los culés. 

Luis Suárez logró romper al minuto 50 el 0-0 que condenaba al Barcelona en la Copa del Rey. Ousmane Dembélé fue quien derrumbó la defensa del Real Madrid al recibir un pase de Jordi Alba desde la banda izquierda y dejando un centro perfecto para que el uruguayo rematara.

Barcelona empezó a sentenciar el partido con un segundo gol de  Varane en contra para el minuto 68 del partido. De nuevo fue Dembélé quien  superó a la defensa del Real Madrid para dejar el balón a los pies de Luis Suárez, peor que finalmente fue rematado por el jugador merengue. 

Casemiro perdió la cabeza minutos después de que el Barcelona marcara el segundo y provocó un penal con una clara falta a Luis Suárez. El uruguayo firmó su doblete engañando a Navas con un penal a lo Panenka.

Con esto, Barcelona eliminó al Real Madrid y consigue su sexta final consecutiva en la Copa del Rey. Los culés esperan al rival que se decidirá entre Valencia y el Betis. 

Más noticias de LA LIGA