Valverde prioriza la Champions: El Barcelona "B" no sale del empate ante el colista Huesca

Sin Messi y Suárez y con muchos suplentes, Barcelona igualó 0-0 con Huesca. Ahora, debe pensar en Manchester United

Por: Hugo Avalos

Poco para rescatar. Con mayoría de suplentes, Barcelona igualó sin goles con Huesca, como visitante. Ahora, el equipo culé debe pensar en el duelo de vuelta de los cuartos de final de la Champions League ante Manchester United. Para los locales, el resultado no es malo, pero siguen complicados con la zona de descenso.

El equipo B ─y hasta casi equipo C─ de Ernesto Valverde no dio la talla. Entendible por los nombres propios que lo compusieron: sólo Ter Stegen ─siempre titular─ y Arturo Vidal cuentan con los avales para meterse en el equipo titular que piensa más en la Champions League. El resto fueron nombres con muy pocos minutos como Murillo y Boateng, mezclado con varios juveniles como Riqui Puig.

El rival ameritaba una formación de estas características. Es que Huesca está en otro realidad, muy distinta a la que enfrenta el Barça, peleando por salvarse del descenso y quedarse en Primera. Todo esto repercutió en el partido con muy poco que rescatar.

Ninguno fue dueño del partido, más allá de que Barcelona fue quien tuvo mayor tiempo la pelota. Pero, las aproximaciones que tuvo ni siquiera hicieron daño al arco de Santamaría. Sólo una doble ocasión a los 16 minutos. Primero con Dembélé, en un mano a mano donde el arquero logró desviar el balón al córner. De esa pelota parada, un cabezazo volvió a obligar a una buena intervención del portero de 34 años.

Por su parte, Huesca recurrió a los pelotazos y a jugadas donde el Chimy Ávila pudiera desequilibrar. Sólo un remate de Gallego y otro de Moi Gómez pudieron darle algo de zozobra a la defensa de los catalanes.

El segundo tiempo no fue muy diferente. El Barça puso una marcha más, si se quiere. Pero, a la hora de estar en tres cuartos, las ideas no prosperaron. Hubo mucha confusión entre Puig, Aleñá y también Dembélé, quien esta vez, estuvo demasiado centralizado. Una versión muy diferente a la que vemos cuando se mete en el equipo titular, donde explota las bandas.

De todas maneras, para explotar ese sector tan poco aprovechado por Barcelona, también estaba Malcom. Fue el propio brasileño, a los 12 minutos de la segunda parte, quien tuvo una chance muy clara, pero el palo le negó el festejo.

Luego, llegaron los ingresos de Jordi Alba y Coutinho ─por Dembélé y Puig─ para buscar el triunfo. Pero, ninguno de los dos logró cambiar la historia. También porque las posiciones en el campo no fueron sus habituales. El español, en una posición más de mediocampista ─con Umtiti como lateral─, y el brasileño más retrasado al puesto de extremo que suele tener.

Lo único para rescartar de este partido para Valverde es el buen rendimiento de Arturo Vidal, quien siempre fue eje ─en la posición de Busquets─. Pero, sin sobresalir demasiado y sin poder tener llegadas al área rival.

Los últimos minutos fueron más del Huesca, también por la necesidad de buscar el triunfo. Pero, sin claridad y tampoco sin molestar a Ter Stegen. El empate sin goles fue inobjetable. Para Barcelona, será tiempo de pensar nuevamente en Manchester United. Mientras que Huesca necesita de puras victorias para soñar con la permanencia en La Liga.

Más noticias de LA LIGA