INGRESA A PASIÓN FÚTBOL

Conectate con...

Facebook

Al registrarte estás aceptando los
Términos y Condiciones

o

Ingresa tus datos de usuario

Recordar mi usuario

INGRESAR
¿Olvidaste tu contraseña?

REGISTRATE EN PASIÓN FÚTBOL

Unete ahora

He leido y acepto los Términos y condiciones

REGISTRARME

Cancelar

Conectate con...

Facebook

Al registrarte estás aceptando los
Términos y Condiciones

REGISTRATE EN PASIÓN FÚTBOL

Felicitaciones!

Tu cuenta ha sido creada, pero necesitamos verificar si todo está correcto antes de que puedas empezar a participar de la comunidad de Pasión Fútbol.

Si en los próximos minutos no lo encuentras en tu bandeja de entrada, por favor, revisa tu carpeta de correo no deseado, esposible que se haya filtrado.

Recuperar contraseña

Para recuperar la contraseña ingresa a continuación los datos pedidos:

RECUPERAR CONTRASEÑA

Conectate con...

Facebook

Al registrarte estás aceptando los
Términos y Condiciones

Brasil es el único de Sudamérica que ganó el Mundial de Clubes

Desde que a partir de 2005 se instauró el Mundial de Clubes en reemplazo de la Copa Intercontinental y contando también aquella primera experiencia del 2000, sólo tres equipos sudamericanos han tenido el privilegio de consagrarse en esta nueva competencia, monopolizada en el último lustro por los conjuntos europeos. Por eso, Corinthians, en la primera edición del torneo disputada en 2000, San Pablo (2004) e Internacional (2005), tres conjuntos brasileños, pueden jactarse de haberse coronado en este certamen que reúne a los mejores de cada continente año tras año.

A diferencia de las posteriores que se jugaron en Japón, la edición fundacional del Mundial de Clubes, que luego no consiguió perdurar en los años siguientes, se realizó en Brasil. El propósito de este Mundial, disputado en enero de 2000, era que reemplazara a la Copa Internacional -algo que no sucedió hasta 2005-, pero la falta de acuerdo comercial truncó los planes.

Participaron ocho equipos de seis Confederaciones, divididos en dos grupos: Corinthians (ganador del Campeonato Brasileño 1998), Real Madrid (Campeón de la Copa Intercontinental 1998), Al-Nasr (vencedor de la Supercopa Asiática) y Raja Casablanca (ganador de la Liga de Campeones de Africa) integraron el grupo A, mientras que Vasco da Gama (campeón de la Copa Libertadores 1998), Necaxa (vencedor de la Copa de Campeones de la CONCACAF 1999), Manchester United (ganador de la Champions League 1999), y South Melbourne (campeón de la Liga de Campeones de Oceanía) conformaron el B.

En la Fase de Grupos, Corinthians venció 2-0 a Raja Casablanca (goles de Luizao y Fabio Luciano), igualó 2-2 ante Real Madrid (dos tantos de Edilson), y derrotó 2-0 a Al-Nasr (Ricardinho y Freddy Rincón).

El Timao ganó el grupo por tener mejor diferencia de gol que los españoles y se midió en la final del torneo contra Vasco da Gama, vencedor del grupo B. La definición terminó igualada sin goles, pero Corinthians se impuso en los penales por 4-3 (marcaron Rincón, Fernando Bahiano, Luizao y Edu, mientras que falló Marcelinho) para quedarse con el primer título del Mundial de Clubes.

En la final, el Timao formó con Dida; Indio, Adilson, Kléber, Fabio Luciano; Marcelinho, Vampeta, Freddy Rincón (capitán); Ricardinho, Luizao y Edilson. En el complemento ingresaron Edu, Gilmar y Junior Bahiano.

Con la modificación oficializada y el retorno del Mundial de Clubes ya como reemplazo de la Copa Interncontinental, en 2005 San Pablo se quedó con la primera competencia de la segunda Era, por así decirlo. Con menor cantidad de equipos (seis) y otro formato de juego (llaves de cuartos de final con “bye”•para el equipo sudamericano y el europeo, a eliminación directa), el equipo paulista inició su participación en semifinal, instancia en la que superó a All-Ittihad (Arabia Saudita) por 3-2, con goles de Amoroso (en dos oportunidades) y Rogerio Ceni (penal).

En la final, San Pablo se dio el gusto de derrotar al Liverpool de Rafa Benítez por 1-0 con gol de Mineiro para coronarse a nivel mundial. Aquella final, Paulo Autuori alineó a los siguientes hombres: Rogerio Ceni (capitán); Cicinho, Fabao, EdCarlos, Diego Lugano; Junior, Mineiro, Josué, Danilo; Amoroso y Aloísio. En la segunda mitad ingresó Grafite.

El último Mundial de Clubes ganado por un equipo sudamericano, en 2006, tiene la particularidad de ser además la última gran final perdida por el Barcelona, algo por lo que Internacional puede sentirse orgulloso.

En la semifinal de aquella competencia, los de Porto Alegre eliminaron al Al-Alhy de Egipto por 2-1, con tantos de Alexandre Pato y Luiz Adriano. Ya en la final, Inter se consagró con el gol que señaló Adriano Gabiru a ocho minutos del final del tiempo reglamentario y que sentenció el 1-0 para el equipo brasileño.

El once inicial que dispuso Abel Braga aquel día fue: Clemer; Ceará, Fabiano Eller, Indio, Rubens Cardoso; Alex, Edinho, Wellington Monteiro; Iarley; Alexandre Pato y Fernandao (capitán). Fabián Vargas, Luiz Adriano y Adriano Gabiru entraron en la segunda mitad.

 

Compartir Compartir Compartir

unirse a la conversación

Los puntos de vista y opiniones expresadas en este post son solamente las del autor y no representan necesariamente las de Pasión Fútbol.

Post destacados de hoy

CONCURSO PASIÓN FÚTBOL

Para participar debes completar lo siguiente:

El codigo ingresado es incorrecto

y conectate con...

Facebook

Ya estas participando!

Te enviaremos un e-mail con los resultados.