Olimpia se consagraba campeón del Mundo

Olimpia es más grande de lo que muchos conocen. Los números avalan a un club que levantó en tres ocasiones la preciada Copa Santander Libertadores y que además llegó a tres finales de América.

A todos esos logros se le suma el de campeón del mundo, chapa que levantó un 2 de marzo de 1980, en su tierra, ante el club sueco Malmoe, que en realidad fue subcampeón de Europa (Nottingham Forest, campeón de Europa, se negó a venir a Sudamérica).

Poco importa el rival y mucho el logro obtenido, Olimpia le daba a Paraguay un lugar de privilegio en el mundo, y asimismo sumaba una nueva Copa Intercontinental a nuestro territorio americano, engrandeciendo cada vez más el fútbol criollo.

El partido de ida se jugó en Suecia, el 18 de noviembre de 1979:

Almeida, Paredes, Piazza, Souza, Solalinde, Kiese, Delgado, Torres, Ortíz, Céspedes e Isasi, éste último autor del gol olimpista, se impusieron por 1 a 0 en suelo escandinavo.

La vuelta, jugada casi 4 meses más tarde en el Defensores del Chaco, la protagonizaron Almeida, Solalinde, Paredes, Sosa, Di Bartolomeo, Torres, Kiese, Talavera, Isasi, Valik y Aquino.

El partido terminó 2 a 1 en favor de Olimpia. Solalinde había puesto en ventaja a lo locales, Erlandsson empató transitoriamente las acciones, pero apareció Michelagnoli para ponerle cifras definitivas al primer campeón del mundo paraguayo.

Desde aquí el saludo a modo de felicitación para el pueblo olimpista.

Más noticias de NOTICIAS