Terror en el predio de Matías Almeyda en los Estados Unidos: Asesinó a su esposa y a la pareja y luego se quitó la vida

Terror en el predio de Matías Almeyda en los Estados Unidos: Asesinó a su esposa y a la pareja y luego se quitó la vida

Femicidio en un predio de Matías Almeyda en Estados Unidos. Las víctimas veían un partido de fútbol en el que jugaban los hijos de la mujer y del agresor, quien fue encontrado muerto con un disparo en la cabeza en las cercanías del lugar.

Un hombre mató a balazos a su ex esposa y a la pareja de ella tras ingresar a un centro de entrenamiento que el director técnico argentino Matías Almeyda posee en los Estados Unidos.

Las víctimas veían un partido de fútbol en el que jugaban los hijos de la mujer y del agresor, quien fue encontrado muerto con un disparo en la cabeza en las cercanías del lugar.

La mujer de 28 años, que estaba embarazada, y su novio, de 35, fallecieron luego de recibir varios impactos de bala mientras veían un partido de fútbol.

"Estaba en el banco viendo el partido. Escuché el primer disparo y miré a mi alrededor para ver qué pasaba. Pensé que se había estrellado un coche o que había explotado una rueda o algo así. Vi que el tipo cogía la pistola y empezaba a disparar a la mujer y al hombre", remarcó el futbolista Ángel Guerrero, testigo de la tragedia, en declaraciones a la cadena de televisión Telemundo.

"Nuestros corazones y oraciones están con las familias involucradas en la tragedia que ocurrió el domingo por la mañana. Si usted o alguien que conoce puede estar sufriendo abuso doméstico, no dude en pedir ayuda".

Según informaron las autoridades locales, el hecho ocurrió pasadas las 10 de la mañana del domingo, en el Centro de Entrenamiento que pertenece al actual entrenador de los San Jose Earthquakes de la MLS, ubicado en las calles Clow Road y Stubener Airline de Houston, Texas.

Las cifras públicas más recientes sobre feminicidios en EE.UU. señalan que en 2016 se produjeron en ese país 1.809 hechos de ese tipo, cifra superior a los 1.686 del año precedente, según un informe de la organización Violence Policy Center. Añade que el 56 % de los casos fueron cometidos con armas de fuego y situaba a las víctimas afroamericanas con un índice de 2,62 por cada 100.000, muy por encima de la media (1,20). También las hispanas, asiáticas o indígenas estadounidense aparecen entre las de mayor incidencia.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias