INGRESA A PASIÓN FÚTBOL

Conectate con...

Facebook

Al registrarte estás aceptando los
Términos y Condiciones

o

Ingresa tus datos de usuario

Recordar mi usuario

INGRESAR
¿Olvidaste tu contraseña?

REGISTRATE EN PASIÓN FÚTBOL

Unete ahora

He leido y acepto los Términos y condiciones

REGISTRARME

Cancelar

Conectate con...

Facebook

Al registrarte estás aceptando los
Términos y Condiciones

REGISTRATE EN PASIÓN FÚTBOL

Felicitaciones!

Tu cuenta ha sido creada, pero necesitamos verificar si todo está correcto antes de que puedas empezar a participar de la comunidad de Pasión Fútbol.

Si en los próximos minutos no lo encuentras en tu bandeja de entrada, por favor, revisa tu carpeta de correo no deseado, esposible que se haya filtrado.

Recuperar contraseña

Para recuperar la contraseña ingresa a continuación los datos pedidos:

RECUPERAR CONTRASEÑA

Conectate con...

Facebook

Al registrarte estás aceptando los
Términos y Condiciones

HISTORIA DE VIDA

Tras varias dificultades, "el nuevo Messi" comenzó a explotar en Europa

Se trata de Valentín Vada, de 21 años, que desde hace poco tiempo brilla en el Burdeos después de varios años en los que hasta la FIFA le puso piedras en el camino

Que te denominen "el nuevo Messi" suele ser una condena. Una carga difícil de llevar para cualquiera. El argentino Valentín Vada lo sufrió en carne propia. Recibió ese mote cuando apenas tenía 13 años. Pero desde ese momento comenzaron las dificultades, que hasta incluyó una prohibición de la FIFA para jugar en Europa. Hoy, todo parece estar acomodándose y él, explotando. Es que se convirtió, con 21 años, en una de las estrellas del Burdeos, de Francia, que este domingo jugará contra el Nantes.

Marcado durante meses por su desacierto ante el gol, tuvo que esperar a su 28 partido del campeonato francés, el 21 de enero ante el Toulouse, para desbloquear su cuenta a los 15 segundos de juego. Y se desencadenó. Desde entonces ha marcado cinco en los diez partidos siguientes, convirtiéndose en el quinto mejor goleador de la Ligue 1 en 2017. 

"Soy más maduro ahora, veo las cosas de otra manera después de haber atravesado todos estos momentos", señaló a la AFP para explicar su metamorfosis.

Vada es la historia de una promesa encontrada cuando era muy joven por el Girondins Burdeos en el Proyecto Crecer, su centro de formación en Argentina, de donde también salió el atacante del Nantes Emiliano Sala.

Su destino se asemejaba al de Messi. Un niño prodigio que viajaba a Europa para formarse, pero entonces se topó con la FIFA. Durante dos años (2011-13) rechazó otorgarle una licencia de jugador argumentando su estatuto de jugador menor y extracomunitario.

"Hay todavía momentos en los que me pregunto si hice bien viniendo a Europa. He pasado momentos difíciles con los jóvenes, cuando me preguntaba muchas cosas, me preguntaba si debería volver a Argentina y regresar a Burdeos cuando cumpliera 18 años", explicaba el año pasado. Hoy puede quedarse tranquilo: ir a Europa fue su mejor decisión.

Fuente: AFP.

Compartir Compartir Compartir

unirse a la conversación

Los puntos de vista y opiniones expresadas en este post son solamente las del autor y no representan necesariamente las de Pasión Fútbol.

Post destacados de hoy

CONCURSO PASIÓN FÚTBOL

Para participar debes completar lo siguiente:

El codigo ingresado es incorrecto

y conectate con...

Facebook

Ya estas participando!

Te enviaremos un e-mail con los resultados.